martes, 28 de febrero de 2017

Marcado a Fuego

0

Eres la flor más bella del jardín,
todos te miman con dulzura,
esperando que compartas tu alegría,
y hagas especial este día.

Me acerco a ti,
como cada día,
observándote,
escudriñando tu mirada,
tratando de adivinarte.

Tu sonrisa...
nada en este mundo se podría igualar
a tu sonrisa.
Mi corazón me dice...
¡Escribamos nuevos versos,
entrelazando nuestros labios,
en una intensa caricia!

Marcado a fuego me dejas,
por tus palabras juguetonas y vaciles,
me enamoro de tu bondad y confianza,
en sólo seis horas de conversaciones febriles.

Conocerte es como tocar una roja rosa,
bañada por el tenue rocío de la mañana,
y verla florecer,
abriéndose a las caricias de mis manos,
que disfrutan de su tersura.

Cada día que te veo,
busco la frase exacta,
que me muestre tal como soy,

la tontería justa,
que haga explotar en ti la risa,
el breve cruce de miradas,
como una puerta abierta a tu alma.

Libraste mil batallas,
luchando contra las olas,
tratando de vivir cada momento,
tratas de impresionarme,
y entre tus mareantes curvas atraparme.

Cuando no te tengo,
me desangro de recuerdos,
trato de aferrarte a mí,
pero gota a gota te voy perdiendo,
desparramando en el olvido.

El futuro es cada vez menos cierto,
hoy sé que no te tengo,
el tiempo se me agota,
como vela que se consume, solitaria.

De una cosa estoy seguro,
que no volveré a dejarte ir,
rosa primaveral,
no tropezaré en la misma piedra de nuevo,
quiero cuidar de ti como nadie lo ha hecho,
que a fuerza de mezclarnos seamos uno,
y marchitarnos juntos y enredados.



Texto: David Losada
Ilustración: Saray Pavón

lunes, 27 de febrero de 2017

Por contrato

1

"Igual no te encariñes mucho, con ninguna”, susurran entre los más viejos, "entran oliendo a pis y con el primer sueldo vienen todas re pintadas" y risas.

Madre, soltera, proyecto de luchadora, vas a cambiar tu vida pero al costo de tus nervios, de tus por favores, de tus "ojalas que se me dé", hoy te llamaron te dijeron que te presentes mañana, sonreís, le contás a tu familia, pensás en la ropa que mañana le vas a comprar a tu nene, ese nene que fue fruto de una relación trunca, te presentás, sacan tu individualidad, te ponen un uniforme, con suerte un gafete, si ese día había plata en la empresa, o sino una credencial.

Te dicen que la sonrisa es fundamental que el buen trato y las relaciones son propicias para quedar, te adentras, conocés, estás con los nervios a full, todo son sonrisas todos son saludos. tu lugar de trabajo, sos el festín de los murmullos, un nuevo número a la empresa ha venido, sos carne de cañón, sos parte de un sistema, el esclavista, después del primer día pensás en tu hijo, ese que dejaste con una amiga por que tus viejos ese día no te pudieron bancar.

Pasó la primera semana, pasaste la prueba ya no te sonríen tanto, los clientes entran de a montones, hoy, un viejo que te estudia, que te habla solidario, vos odiás eso, una mamá que te habla sobre las pibas que se embarazan precozmente, un tachero que te hace el juego, un par de nenes que odian a su papa y se lo hacen saber. Las sonrisas dan a notar que si no te subís al tren sos una molestia. ¡¿Por qué? si yo trabajo!

Ya dos meses desde que entraste y sos parte del ganado, dejan entrever que tu tiempo se termina como el litio con su carga, nada personal, solo que es por contrato. Conocés a gente, buscás que te hagan quedarte, por la dignidad, esa que te pintaron cuando entraste.

Te piden cosas, cosas poco dignas, todo sea por trabajar, accedes, te dejas humillar excitándote con un don nadie.

Fuiste carne para regocijo de otro. Muy segura volvés a tu casa, mirás a tu hijo, hoy solo hay que meditar,
Te convencés de que estuvo bien. Pero no dormís, hoy no....

Fin del contrato, buscas tu nombre en la planilla de horarios, te pones contenta porque estás todo el mes.

Hoy tu pequeño dio sus primeros pasos, en tu corto descanso lo observaste por un videíto desde tu asiento en el comedor.

Frente a tu leche fría, y tus galletitas con poco sabor, hace frio, pensás en una campera para él, todos pasan nadie te saluda con el entusiasmo de ayer. “Tendrán frio, como yo, mañana me compro un chaleco color rosa con unos descuentos que vi.

El finde me dieron franco, qué raro.... presentís algo, no sabes qué.

Terminó tu horario de descanso, a trabajar, hoy jornada larga.

"Hola buen día, nos comunicamos de la agencia para decirte que tus servicios en la empresa han finalizado. Tenés que presentarte con la ropa de trabajo, tu sueldo se depositará el primero del mes siguiente, gracias por tus servicios"


Texto de Chango Bastardo
Dibujo (técnica mixta) de Saray Pavón

sábado, 25 de febrero de 2017

Pensar a carcajadas

0

Bill Hicks fue un regalo al mundo, al principio, y luego fue un regalo que mi pareja me hizo a mí. El “más vale tarde que nunca” se puede conceder en esta ocasión, pero ojalá lo hubiera conocido antes para no haber pasado tanto tiempo pensando que estaba solo en mi cruzada contra (casi) todo.  Lo lamentable del asunto es que llevaba veinte años muerto cuando YouTube hizo de ouija y permitió que se manifestara en mi PC. Y tras pasar horas viendo material que por suerte no fue eliminado de la faz de la tierra, discutimos largo y tendido hasta que decidimos que algo no cuadraba. Así que nos pusimos por un momento en el pellejo de un conspiranoico y pensamos: ¡Qué demonios! Esto es más real que cualquier teoría sobre hombrecillos verdes. A Bill Hicks lo quitaron de en medio descaradamente.
Este tipo bien podría haber sido el Clark Kent de los ochenta y noventa. El paralelismo con Superman solo difiere en que Bill no era invencible; no estaba hecho de acero, no disparaba rayos láser por los ojos y tampoco podía volar. Como Kal-El, pasó parte de su infancia en un lugar supersticioso. Y se me antoja que por su forma de ver el mundo, también provenía de un lejano planeta. Pero los poderes del pequeño William distaban enormemente de los del alien con los slips rojos por encima del pantalón. Él poseía otra clase de don: el de pensar por sí mismo.
Ya de pequeño cuestionaba y se mofaba de las creencias de su propia familia. Ahí pudo acabar todo si no fuera porque, a pesar de las diferencias, sus padres no tenían la intención de ocultarlo. Por eso, como otra diferencia con el kryptoniano, lo mostraron al mundo, o más bien aprobaron que eso ocurriera.
Pero como ya he dicho antes, no era invencible. Estuvo dieciséis años sobre los escenarios diciendo lo que se le pasaba por la cabeza. Y no me refiero a lo primero que se le cruzaba. Era un increíble librepensador que contaba chistes. Y con esa frescura y descaro sobre un fondo de profunda amargura iba cada noche desmontando todo el sistema en el que creía el americano medio. Con sólidos argumentos (aunque para según qué temas solo hay que mostrar la obviedad del error) deshilachaba el tejido de las convicciones fuertemente arraigadas en los que le rodeaban. Hundía en el cieno más absoluto el sueño americano, su estilo de vida, su religión y a sus gobernantes.
 
Y esa fue su kryptonita: compartir sus ideas con el mundo.

Cáncer de páncreas… Ya, y el Ché cayó en una emboscada.

Nota: No me digáis cómo, pero haceros inmediatamente con una copia de Bill Hicks: Sane man y abrid bien las orejas. Lo mismo con todo el material que encontréis, por supuesto.

Para muestra:



Texto de A. Moreno

jueves, 23 de febrero de 2017

martes, 21 de febrero de 2017

Posible teología

0

Supernova Explosion Liberates Star Stuff (NASA, Chandra, 7/1/08)

Posible teología

Si existe algún dios
es un loco insomne,
silente testigo
del pasar del tiempo,
la erosión que mata
todas las estrellas.


__________________________
La imagen que acompaña al texto procede la NASA, vía Flickr, con licencia Creative Commons CC BY-NC-ND 2.0.
Es la supernova SN1006, una de las formas que tiene una estrella de morir.

El texto que acompaña a la imagen también tiene licencia Creative Commons:
Safe Creative #1606198180716

domingo, 19 de febrero de 2017

Mientras se aleja

0

01 parte 3 desnudez
Audiovisual, texto y fotografía: Saray Pavón


Mientras se aleja hace frío. El viento se cuela entre los pensamientos y no atino a lanzar la última sonrisa. Mientras se aleja no hay ruido. El humo dibuja un adiós y recuerdos que muerden mis uñas, que tienen miedos. Mientras se aleja caigo en mí. Los paisajes borrosos me ponen el anzuelo en la boca de celulosa. Mientras se aleja dan agua. Las sombras circulan por todo el vagón y no atino a lanzar la última sonrisa.

viernes, 17 de febrero de 2017

Entrevista a Gritando en Silencio

0

Tengo al teléfono a Marcos, vocalista, guitarra rítmica y letrista de Gritando en silencio. Esta banda sevillana tiene ya dos discos a sus espaldas y más horas de carretera que un veterano de Le Mans. Van a pasar por su tierra (sábado 18 a las 20:30 en la Sala X) en el tramo final del tour junto con Whisky Caravan. La buena gente de Rock Estatal nos ha dado la oportunidad de hablar un poco con él.


La i Crítica- Ahora mismo estáis en el fin de gira ¿verdad?

Marcos- Sí, el fin de la gira de La edad de Mierda.

LiC- De este último disco que habéis sacado, que son 13 cortes. Cuéntame un poco como ha sido el proceso con la compañía nueva porque habéis fichado por Warner. Más o menos cómo ha sido el cambio, si ha sido algo diferente, si notáis algo mejor.

M- Pues no, la verdad es que nosotros hemos notado poco el cambio porque tenemos nuestra manera de funcionar así, al uso, y realmente nuestro modus operandi no ha cambiado un ápice. Lo único que pasa es que, bueno, tienes el respaldo de una gran compañía que da la sensación de que te si tiras de espaldas pues caes en un colchón. Esa sensación de respaldo. Pero nosotros seguimos haciendo las giras como las hemos hecho siempre, nuestra contratación la lleva Bola 9. Si acaso, eso, algo de más difusión en los medios sí que hemos notado; Radio 3, ese rollo, periódicos, cosas así, pero no mucho más.

LiC- Claro, que al final es eso, un poco más de difusión y que se os escuche más, que es lo que en realidad importa al final.

M- Promo.

LiC- Exacto. Entonces, vosotros os grabáis vosotros, a vuestra bola.

M- Sí, seguimos igual. Nos autoproducimos los discos. Como somos dos técnicos de sonido en la banda, parte nos la grabamos nosotros, alquilamos un estudio… eso sigue más o menos igual… o contratamos algún productor, algún colega que nos ayude con la producción. Pero no sé si sabríamos trabajar con un productor al uso porque somos muy peculiares. Eso de que nos digan lo que tenemos que hacer lo llevamos fatal.

LiC- Queréis tener la sartén por el mango siempre, vamos.

M- Sí. Contratamos a alguien que nos eche una mano si necesitamos ayuda o nos haga crítica, pero que nosotros siempre tengamos la sartén por el mango como tú bien has dicho. Al final la última palabra es nuestra.

LiC- Eso sería lo ideal. Y en cuanto al título del disco, que es así muy potente. ¿Crees que vivimos una involución en el ser humano que no está a la altura ni de la Edad de Piedra?

M- (Risas) Creo que hay una involución, no en ciencia, no en progreso, pero es que eso no lo es todo. Vivimos una época en la que hay un retroceso en derechos sociales, en justicia social, en felicidad de la gente… todo no es tener televisores de plasma más grandes y, en ese sentido sí que hemos dado unos cuantos pasos atrás. Bueno, tampoco es la Edad de Piedra pero sí que nos va a costar recuperar lo que nos han quitado. Yo creo, en general, que la humanidad, no ya por la crisis, se enfrenta a un momento decisivo en el que vamos a ser demasiados, la riqueza está súper mal repartida… no puede ser que el 90% viva con el 10% de recursos y el 10% con el 90, Es un punto de inflexión y creo que las cosas se están empezando a torcer. Espero y confío que en un futuro haya revoluciones y pongan las cosas en su sitio.

LiC- Esperemos… Yo en ese sentido, creo que en la música en general pero sobre todo en el rock hay que tomar parte pero no partido. ¿La esencia en sí del rock es posicionarse contra el opresor, sea del color que sea?

M- Sí. Pero no esgrimir una bandera ¿verdad? Yo opino igual. La espada nunca la puedes perder, las cosas hay que pelearlas a capa y espada, pero esgrimir una bandera no suele venir bien. Tampoco hace falta. En ese sentido soy ecléctico, no me consagro con nadie, sino con el que puntualmente en ese momento de la historia o del tiempo cumple con lo que yo necesito en ese momento o con lo que creo que el devenir de los tiempos necesita en ese momento puntual. Y más o menos todos somos iguales (en la banda).

LiC- Entonces piensas un poco como yo. Soy sentidocomunista, digamos. Creo en el sentido común más que en otra cosa. Algo que no suele imperar, de hecho. En vuestro caso, se ve que no es así, hablando de este tema, pero, en general ¿ha muerto el rock como aquel concepto de rebeldía que llenaba estadios y movía conciencias?

M- En cierto modo sí, porque no es que haya muerto en el sentido reivindicativo o rebelde de la palabra. El rock siempre ha sido rebeldía. Lo que pasa es que siempre había sido contra los tiempos que corren. Y, últimamente, se ha puesto de moda, no el rock, sino ser rockero. Lo hablaba con alguien hace unos días. Está de moda la ropa rock, llevar pantalones rotos, camisetas de grupos que no han escuchado en su puta vida… ves a una tía bailando reguetón con una camiseta de los Ramones. Me decía un colega el otro día: está de moda ser rockero, pero el rock como tal no está nada de moda y mucho menos a la antigua usanza, es lo que yo creo. El rock como se hacía en los sesenta-setenta. En esa época en la que se pensaba que la música podía cambiar el mundo de verdad.

LiC- Entonces ¿piensas que esa década o décadas son las épocas doradas del rock?

M- Del espíritu, por lo menos. El rock como sonido y como sofisticación. Después ha tenido épocas mejores, o han despegado. Los guitarristas de los noventa y los ochenta. Cosas así. Pero realmente, el espíritu rockero nace con la rebeldía; en los sesenta, setenta. Después en los ochenta el punk… Fue el aire fresco para la música.

LiC- Sí, estoy totalmente de acuerdo. Siguiendo con este tema, sé que vosotros sois muy de armas tomar. La desigualdad y la injusticia son temas de los que se nutren muchas bandas de vuestro rollo. Te voy a pedir que imagines un mundo perfecto. ¿Crees que solo se haría pop del malo en ese mundo? ¿Se extinguiría el rock?

M- (Risas) Yo creo que la autocrítica nunca acaba. Por muy ideal que fuera un mundo, muy idílico, siempre va a haber algo que mejorar. No creo que si todos viviéramos tranquilos se escribera pop. Aunque sea tu vecino dando la murga. Además el rock no es sólo rebeldía. A veces la rebeldía se mezcla con poca vergüenza. El rock seguiría siendo canalla y siempre habría temas de los que hablar. No todo es política.

LiC- Yo sé que todo el mundo tiene sus influencias, pero no quiero que me digas las tuyas. Quiero que me digas la música que pones cuando limpias el wáter.

M- Últimamente pongo mucho rock sureño, del moderno. Los discos de los Rival Sons me flipan.

LiC- Si te gusta el rock sureño más folky te recomiendo los White Buffalo. En nuestra revista nos gusta mezclar conceptos y, aunque parezca una tontería, los gustos más profanos pueden definir muy bien a alguien. Dime tus tres pelis favoritas.

M- Me gustan muchísimas cosas. Pero te diría que la ciencia ficción. Pero no sagas palomiteras, películas independientes, por ejemplo Moon. Lo mismo te digo eso que una de Takeshi Kitano.

LiC- En la diversidad está la alegría. Supongo que eso ayuda a la hora de escribir las letras.

M- Sí, aunque nunca lo he pensado. Siempre hablo de otras cosas (facetas políticas, sociales, historias de la calle…). Yo consumo mucha ciencia ficción, desde chico mirando las estrellas como quien dice. No le encuentro sitio en las letras. Igual algún día hago alguna. Algún símil, alguna puñalada hay. Como por ejemplo “el ser humano pierde el tiempo peleando y quitándose los recursos cuando deberíamos estar todos juntos mirando las estrellas intentando conquistar”. Yo creo en el ser humano como una única raza. Me guío como tú dices por el sentido común y hay cosas que no comprendo. Como el hecho de que todas las investigaciones de las farmacéuticas sean privadas. Hay cosas que no responden al sentido común. El devenir de esta sociedad actual, el capitalismo exacerbado.

LiC- Al final la mafia menos chunga era la mafia de los años 30 en Chicago.

M- Al menos veías a quien te pegaba el tiro. Antes todo tenía más honor, hasta la guerra, a espada y escudo. También moría gente, pero te podías defender, veías a tu enemigo. Hoy en día un dron, una bomba, un coche con cinco musulmanes dentro y el que aprieta el botón desde los EE.UU ni le salpica la sangre. No queda honor en casi nada.

LiC- Volviendo un poco a la actualidad de la banda, el futuro más inmediato ¿cómo se presenta el verano? ¿Algún festival?

M- La verdad es que no sé qué festival puede caer. Alguno caerá. Tampoco queremos cargarnos de trabajo porque nos tenemos que poner con el siguiente disco.

LiC- Ya veo que lo del relax no lo lleváis muy bien porque estáis a saco. Quería saber si tenéis algo escrito o preferís parar para dedicaros a este proceso.

M- Si no paramos, no hay manera. Aunque ya hay borrones en cuadernos. Pero hay que tirar un poco del freno, ponernos en orden y hacer canciones, producirlas… Siempre hacemos los discos a salto de mata, pero con éste queremos montar el directo antes que el disco.

LiC- En cuanto al tema de los videoclips (tienen dos hasta ahora) ¿tenéis alguna intención de seguir con esta línea de promoción?


M- No es que sigamos una línea férrea. Cada videoclip es de su padre y de su madre. Casi nadie de la banda quiere salir en videos. Nosotros actuamos cuando nos suena la campanita.


LiC- Yo te iba a proponer que el siguiente fuera de “Entre tus piernas”.

M- Yo también lo propuse. Si no es mi favorito de este disco poco le falta. Lo que pasa es que lo usamos de previo (antes de la salida del álbum) y cuando sacamos el single tuvimos que escoger otro para hacer el clip.

LiC- Me asalta una duda ¿Los cuatro sois de Sevilla?

M- El bajista (Kurty) es de Jerez pero estamos todos afincados en Sevilla.

LiC- Entonces lo del sábado cómo lo ves, ¿mucha presión por tocar en casa? ¿Llenáis más fuera?

M- Hay más presión porque vienen tu familia y tus amigos y quieres hacerlo de putísima madre. Además es más raro tocar en Sevilla. Lo normal es tocar fuera.

LiC- Para ir cerrando, convéncenos para que vayamos este sábado 18 a la Sala X a las 20:30, y al resto de la gira, que nos leen en toda España.

M- Pues vamos a hacer un repertorio diferente al de la primera parte de la gira (con Carroña como invitados), con temas que no solemos tocar. Aunque intentamos no quitar los que son ineludibles. Además nos acompañan Whisky Caravan. Y después del parón de Navidad venimos con ganas de escenario y lo vamos a pasar de putísima madre. Este es el último apretón y se acabó La edad de Mierda.

LiC- Eso suena bien. Como fin de gira se acabó la edad de mierda.

M- (Risas) Ojalá se acabara la de verdad también.

LiC- Pues a mí me has convencido. Nosotros somos una revista de cultura y arte y la música es uno de los pilares básicos. Así que la seguiremos apoyando. Ha sido un placer.

M- Muchas gracias por la labor que hacéis y por la difusión. Nos vemos en la sala. Un abrazo


Pronto subiremos el audio con la entrevista completa. Estad atentos, criticones.

Una entrevista de A. Moreno

miércoles, 15 de febrero de 2017

Entrevista a Pablo García Naranjo

0

Acerca de personajes macarras y de cierta mala leche: Hace unos meses llegó a mis manos una pequeña novela, brillantemente escrita, de lectura veloz, y con un personaje digno de las pelis setentosas de sábado por la tarde, pero con una personalidad abrasadora. Resulta que el autor de este libro es español y reside en Sevilla. No es su primer libro y, por suerte, no será el último, les dejamos la conversación con Pablo García Naranjo, donde nos cuenta todo lo relativo a su trabajo, sus personajes y su oficio como escritor.




La i Crítica- ¿De dónde proviene la creación de Coburn y quién es Charles Dennis Buchinski?

Pablo García - Coburn proviene de años viendo a tipos duros haciendo lo que no deben y de la forma más expeditiva posible. El germen es todo el cine consumido a edades no adecuadas; a mensajes nada éticos y a una manera de ver la violencia convertida en sirope y coches que explotan con el depósito vacío. Buchinski es el rostro conocido de la novela, el antagonista del héroe pese a que no se cruzan en la novela hasta el final. Es la plantilla de uno de esos polis corruptos de colilla en los labios y muertos en el jardín.

LIC - ¿Desde qué edad estás masticando el alma de este personaje?

P.G.- Desde que me quedaba prendando de las carátulas de las estanterías del videoclub; desde que vi que un tío mío estaba enganchado a las novelas de bolsillo. Casi desde siempre.

LIC- ¿Cuánto tardaste en darle forma y hacerlo parte firme de tu novela? ¿Otras influencias?

P.G. - Escribo rápido. Me pongo. No tengo más misterio ni más ciencia. Una vez que hablé con Marc Gras, editor de Tyrannosaurus, me puse al lío y la terminé en un par de meses. Tengo un recuerdo muy vago del proceso de escritura de mis novelas. Disperso y confuso. Recuerdo a mi mujer haciendo otras cosas a mi lado, al runrún de alguna música de fondo… Es difícil de explicar.
Mis influencias en Coburn o en cualquier otra novela que haya escrito es que procuro evadirme de los grandes nombres que sí me han influido como escritor. Como si quisiera huir de ellos conscientemente para encontrarme al final con su huella.

LIC - Te veo con 12 años, viendo pelis en la tele de Clint Eastwood, Steve Mcqueen, Charles Bronson, ¿Por qué elegiste este tipo de historias? ¿Dónde has situado las novelas e historias y por qué?

P.G. - Me ves bien. En casa éramos muy aficionados a la sesión nocturna de cine de acción fascistoide de los ochenta. Muy de Ízaro Films, de rescates en la jungla, de vigilantes que te agujereaban las espalda si les robabas la cámara de fotos, de tortas a mano abierta,; de cyborgs mitad hombre, mitad policía; de destapes y de tres películas por quinientas.
Ambientar mis novelas en los Estados Unidos es volver a visitar una tierra conocida pero jamás hollada.

LIC- ¿Hay algún personaje europeo que cuadre un poco con Buchinski, aunque no sea matón, Pepe Carvalho tal vez?

P.G. - Mi Buchinski es la imagen distorsionada del policía corrupto que se esconde bajo una moral pisoteada. Es policía como podría ser concejal o dueño de un taller de reparaciones. Es amoral por elección. Le pondría la cara de ciertos periodistas, aunque le ha tocado tener los rasgos de Charles Bronson.

LIC – Sé que sos bastante seguidor de la actualidad de ficción en general (friki, sí) y tenés tu propio blog donde vas comentando pelis y otros libros, sin embargo, Coburn no va tanto en esa línea, ¿cómo construiste estas historias evitando esas influencias?

P.G. - Coburn bordea el cómic. En algunos momentos es el Ectassy of gold; la frase parca y acerada o la hipérbole. Es más una carta de amor a Brian Azzarello que otra cosa. El que nace lechón muere cochino y todo el bagaje como lector termina recayendo el resultado. De ahí mi interés por su versión comiquera.

LIC – Sé que desde hace muy poco estás cerca de sacar una edición “gráfica” de Coburn, hablame un poco de esta historia, ¿es nueva historia?

P.G. - Es, como se suele decir, un sueño realidad. Es como prepararte como novelista con el objetivo de ser guionista de cómic. Es el trabajo más rápido y satisfactorio que he hecho en mi vida gracias a Juanma Espinosa, su dibujante. Es un homenaje al personaje y a él. Es una nueva historia que continúa la novela pero se puede leer de forma independiente. En definitiva, es el resultado de muchas ganas de trabajar y divertirnos.

LIC – ¿Qué tipo de escritor te considerás? ¿Tenés otra vertiente como relato corto, poema?

P.G. - Han dicho de mí que soy un escritor de pico y pala. De los cumplidores. Y es el mejor cumplido que me pueden hacer porque significa que se valora mi trabajo y profesionalidad. Después de seis novelas sólo busco un estilo propio y seguir divirtiéndome. Cuando no estoy con una novela escribo relatos cortos para no aburrirme o perder la costumbre.

LIC - ¿Fue muy difícil entrar en el circuito editorial?

P.G. - Para mí no porque tengo paciencia y sé que todo no sale cuando nos da la gana. Publicar un libro en una editorial es un proceso que abarca más que la escritura. Son relaciones personales y profesionales. Es confianza y agendas. Cuando empecé en esto no me comían las prisas por publicar porque tuve buenos maestros. Eso es lo que me ha abierto más puertas, creo.

LIC – Recomendanos tres novelas de acción para leer.


P.G. - Como aficionado a la literatura de derribo, a la vilipendiada, a la observada con desdén desde el pedestal… En realidad cualquiera que nos llame desde la estantería de cualquier sitio. Hay que leer, aprender, divertirse y no perder el tiempo.

Para conseguir ejemplares, actualmente, de los trabajos de Pablo García, debido a que se encuentran agotadas y próximas a re-editarse, contacto con el autor a través de facebook.

martes, 14 de febrero de 2017

Love is Hell...

4

...proclama la canción "Halloween" de Dave Matthews Band. Pero más allá de los Nudos que nos depositan los ex's en el corazón (los follamigos suelen dejar nuestras entrañas más intactas), tras la etapa de vacío y que Brett Anderson te haya repetido hasta la saciedad “Love Is Dead”, podemos percibir que nuestro repertorio musical se ha enriquecido (no siempre pero… ¡eh!, ya sabes qué tipo de persona evitar, a no ser que te aporte otras cosas igual de importantes que la música como...). Así que en eso me voy a centrar: grupos que me se han quedado atrapados en mi ipod.
Uno de los peores fue de los que mejor música me dejó (o era más pequeña y conocía menos cosas, could be): Counting Crows, The Cure, Pearl Jam, Tool, A perfect Circle, Live, Travis, Sexy Sadie, El Hombre Burbuja, Maga,… Después llegó Porcupine Tree, Portishead, PJ Harvey, Sham Rain, Sigur Ros, Sneaker Pimps, Our Lady Peace y un puñado más de música gótica. Salto a Extremoduro, Marea y derivados. Vinieron días en los que “nos anestesiábamos” escuchando Kase.O + JotaMayuscula cantando “Ke no hay alcohol” o que Quique Gonzalez, “bajo la lluvia”, nos prevenía con su “de haberlo sabido”. Otro me llevó por Pink Floyd, Gun, Judas Priest, Crowded House, etc. Y cuando sigues a Suede y estás “Lost in TV” aterrizas junto a alguien que te muestra Jethro Tull, Modest Mouse, Morphine y otros estilos. Más tarde Love of lesbian sentenciaba que “voy a romper las ventanas” después de ese “1999” pero aún no ha ocurrido.

También los amigos (Pantera, Dream Theater, Sonata Artica, Wilco, The Format, The Alan Parsons Project, etc.), MTV (en sus buenos tiempos, cuando ponían “Join me in death” o “Poison girl” de HIM), los relacionados de Youtube y la curiosidad musical hicieron el resto. Por suerte el descubrimiento de Sôber se lo debo a HIM, que fueron sus teloneros en la Riviera.

Por cierto ¿qué os dejaron a vosotros? ;)

lunes, 13 de febrero de 2017

Prohibiciones

0

Hay muchas cosas
de las que puedo prescindir
nunca tuvimos mucho dinero y
mi madre
tenía contadas las piezas de fruta…
de ahí viene mi velocidad
de manos,
mi hambrienta paciencia me dejaba esperar
hasta las 3 A.M. y entonces
atravesaba el frío salón hasta la heladera

y me comía lo que fuera.

Ahora mi economía anda medio muerta y
estoy evitando muchas cosas como
algunos vicios… algunos.

Pero hoy vi un libro que no leí
y lo quería… “Adiós a las armas” de
Hemingway
Comencé a sacar cuentas y de pronto
supe que
en ese rastrillo
de ayuda a personas
con problemas de alcohol y drogas y violencia
si había alguien necesitado era yo… Quería leer

Tomé el libro con asquerosa
y fingida dignidad
frente a dos de esos condenados (como yo)
dependientes…

Olí el libro y dejé que todo el mohoso
polvo de las pieles y su hedor a dueños muertos
llenara mis tristes pulmones
inundara mi garganta
apretada
de tanto aguantar no
conseguir trabajo.

Medí la intensidad de estar hurtando un libro,
el dinero a los enganchados
a los occisos donantes de cosas
y
dejé que el ansia cubriera mi espíritu
y me convirtiera en un personaje
digno de Camilo José Cela…
puse el libro en mi pecho
y
me marché

andando
con la simple naturalidad del caso:
la de un tipo asqueado de saber prescindir
hasta que un momento ya
no quiere.

Tenía el 1,50 que pedían por una novela
que se notaba no había sido leída.

Justamente por eso
me sentí como alentado por
Hemingway

“Adiós a las armas”
es ahora mi libro favorito

No tiene precio para mí.


Texto: Sebas Abdala
Ilustración: Aira Morillo León

sábado, 11 de febrero de 2017

Sôber, concierto en Sevilla (Sala Custom)

0

Han pasado ya tres discos desde que la lógica volviera a unir a esta banda. Este último, Vulcano, trae consigo una enorme gira (conciertos en suelo internacional incluidos) que, por suerte, pasa por Andalucía y concretamente por Sevilla.

Anoche tuve el gustazo de volver a verlos desde aquel tour conmemorativo de las tres bandas (Savia, Skizoo y por supuesto Sôber) que forman un todo en la carrera de estos cuatro músicos. 

Con la sala a medio gas dio el pistoletazo de salida una banda desconocida hasta el momento para mí y que me sorprendió para bien. Contrabanda salió a comerse el escenario con una base rítmica potente, un guitarrista sacando el máximo jugo a una Fender y un cantante bastante personaje cuya voz fue ganando confianza y poderío conforme avanzaba el show. La Custom, como viene siendo habitual desde un (ya largo) tiempo a esta parte, con un sonido brutal. Me alegro de que se le dé a un invitado el mismo volumen y calidad de sonido que al artista principal. No es algo que se vea (oiga) todos los días. En cuanto a la banda en sí, muy buen rollo, profesionalidad y caña al servicio de puro y puto rock duro. 

Y tras la descarga de Contrabanda, el silencio, y poco después Ronnie James nos hacía la espera más amena mientras probaban sonido y preparaban lo que se avecinaba. En mitad de Rock and Roll Children aparecieron mis tres calvos favoritos del panorama nacional, bombardeados desde la parte de atrás por una bestia parda a la que de pequeño le dieron dos baquetas para jugar. 

Arrancaron con la canción que le da título a su nuevo trabajo y continuaron desgranando un buen repertorio en el que se iban barajando temas de todas las épocas. De este último disco cayeron casi todas las que vaticiné (sin investigar conciertos anteriores de la gira para evitar el auto-spoiler) como Arena con su pedazo de estribillo, la emocionante Estrella Polar o Irreal. Debe ser complicado confeccionar un setlist a estas alturas cuando ya se han instalado tantos clásicos. A mí (y doy fe que no soy el único) me faltó Vacío


Lo más desconcertante para un seguidor de toda la vida fue la inclusión de Loco entre los primeros temas. Somos animales de costumbre y se me hace raro un cierre con otro que no sea este tema. Pero tampoco soy de la filosofía del “es que siempre se ha hecho así”, con lo cual disfruté igualmente con Héroes. Esta fue la elegida para despedirse y hacer subir al escenario a los poseedores de las entradas VIP. 
Un buen fin de concierto, un espectáculo brutal y un sonido casi impecable, empañado quizá por cierto barullo en los bises. 

Como dijo el mismo Carlos Escobedo, un enome placer verlos de nuevo. 

Todavía me planto en Córdoba esta noche y hago doblete en modo fanboy, no sé.

Texto de A. Moreno
Fotos (con el móvil, si no lo ibais a flipar) de Saray Pavón

jueves, 9 de febrero de 2017

Reseña breve de Interstellar de Christopher Nolan (Sin destriparla)

1


Si os gustan las películas de ciencia-ficción que mezclan a partes iguales ciencia, emociones, aventura, y futuro plausible, no os la podéis perder, para mí la mejor película del 2014.
Una gozada para un friki de la ciencia y la tecnología.

Christopher Nolan lo ha vuelto a hacer, ha vuelto a sorprendernos con su prodigiosa imaginación, creando una historia sugerente, sorprendente, profunda, que nos obliga a visionarla dos veces para pasar del disfrute emocional al análisis y comprensión total, posiblemente su mejor película hasta la fecha.

Puede ser que mi situación personal haya favorecido que me afectara emocionalmente como lo ha hecho, llegándome tanto como para casi no poder contener las lágrimas en varias partes de la película. Y los momentos de acción tampoco se quedan atrás, ¡hasta me hizo saltar del sillón en cierto momento del susto!


Como toda película de ciencia ficción (sino se llamarían "ciencia real" ;), se toma ciertas licencias con la ciencia para hacer posible la tramapero si vas a verla con la idea de que la ciencia "puede hacer posible cualquier cosa", la disfrutarás. Hay algún defecto grave en la física que se ve en la película, pero con la astronomía sorprendiéndonos todos los días, es mejor darle el beneficio de la duda.

Me ha recordado a otras películas, sobre todo "2001: Una odisea del Espacio" y "Gravity", entre otras, pero mucho más completa que aquéllas, y sobre todo, más "cuento de hadas"... no recordaba haber salido del cine tan entusiasmado desde que viera ET con sólo 10 años.

Pese a durar 169 minutos, y no gozar de un ritmo acelerado, la película se me ha pasado volando, es como una buena novela bien llevada a la pantalla, una Obra Maestra del Entretenimiento.


Podría hablar de lo actual que es la película, pero os daría muchas pistas, lo mejor es ir a verla sin hacerse ninguna expectativa ni ver ningún trailer "destroza películas", ¿os lo he dicho ya? ¡Id a verla, en pantalla enorme la disfrutaréis!

martes, 7 de febrero de 2017

Vanidades del Polvo (IV)

0

Extensas paredes
muros perdidos
arrullando las pesadillas
de muertos
enterrados de pie

Nacimientos que cada noche
transfiguraron
las extensas paredes
y laberintos
en los que hoy te sigo buscando

Un ave sin ojos canta
y sigue sobrando silencio
en los largos pasillos
de infinito invierno
de aire con barrotes
de Rilke sin panteras

Tu voz enmudece
limpiando mis pecados

Sigue sobrando silencio
en los largos pasillos

Se ocultan los ecos
de otras pisadas sin huellas
y sigue sobrando silencio...


Texto de Sebas Abdala
Dibujo (técnica mixta) de Saray Pavón

sábado, 4 de febrero de 2017

Entrevista a Jeffrey Pop

0

No soy alguien de andar viendo mucha televisión y, sin faltar a nadie, tampoco ando escuchando las radios porque, un tipo como yo, no encuentra demasiado de su gusto. Pero debo reconocer que tengo mis cosas: me encanta Anatomía de Grey, así como me fascina ver el programa de la VOZ junto a mi mujer por la variedad y la emoción.

La edición del año 2016 ha sido muy buena desde las primeras audiciones hasta La gran final. Y, entre tantos excelentes participantes, no sólo de talento sino también de creatividad y estilos, hubo uno que en particular me ha llamado mucho la atención. Tanto su ingenio musical como su arte para llevar a su particular estilo cualquier canción, me hicieron prestarle más atención, y en los meses que duró el concurso, comencé a preguntarme cosas acerca de este cantante. Entonces se me ocurrió hacerle esas preguntas directamente a JEFFREY POP

Debo decir que he encontrado un artista de esos que me hace imaginar una proyección artística de larga duración, además una personalidad fuerte, noble y sincera. Decimos que poco nuevo hay bajo el sol, pues acá les traigo esto. Nada más, gente, los dejo con la entrevista que nos ha concedido este pibe de 22 años, nacido en Vigo y que, de verdad, suele sonar en mi casa entre Rob Zombie y EBOLA D.P.

(N. del A.: Me he tomado el atrevimiento de sugerirle grupos para versionar. Ya recibe peticiones e intenta hacerlo en función de sus obligaciones.)

La I Crítica - ¿Cuándo nace Jeffrey Pop?

Jeffrey Pop - Jeffrey Pop siempre ha existido dentro de mí, pero bajo mi nombre real. Sale a relucir cuando encuentro mi estilo. Jeffrey viene del grupo Jefferson Starship porque es el grupo que mi madre me ponía cuando estaba embarazada de mí. Y cuando empecé a recibir las primeras críticas sobre mi forma de versionar, en muchas de ellas se repetía el verbo ‘popear’ y de ahí viene mi apellido.

LIC – ¿Cómo construiste un estilo tan personal, que seduce y llama la atención a todo tipo de personas? Te lo pregunta un fan del Heavy Metal

J.P. - Primeramente, es un placer saber que seduzco también a fans del heavy como tú ja ja ja.
Mi estilo nace de unas ganas tremendas de demostrar que las voces pequeñas y los músicos íntimos también debemos tener un hueco en la industria, que no solamente están las voces del tipo Christina Aguilera, Mónica Naranjo o Celine Dion. Si no que somos muchos los que amamos también la música llena de matices y las voces que enamoran por lo pequeño y no por la amplitud de su registro. Ahí empieza a forjarse en mí este estilo.

LIC - En tus entrevistas en LA VOZ, hablás un poco acerca de lo difícil de tu adolescencia al tener clara tu personalidad y soportar burlas: me gustaría que nos cuentes un poco el camino que te llevó hasta juntar el valor de presentarte a un concurso tan masivo, o anteriormente en GOT TALENT.

J.P. - Por supuesto fue difícil salir casi inmune de ese mundo de burlas después de tantos años, pero siempre he dicho que cuando superas esa fase de tu vida, la superas con una fuerza y unas ganas de comerte el mundo que no hay nada que te pare. Por lo tanto, yo siempre supe que valía para esto y el primer reto, que fue Got Talent, lo afronté con todo lo aprendido por esas horribles vivencias, de las que finalmente aprendí y de las que saqué este afronte al escenario y al público.


 LIC – Inevitable preguntarte alguna anécdota acerca de Alejandro Sanz y José Mercé, y si podés contarnos cómo plegaste tanto flamenco de su parte a tu estilo tan definido

J.P. - Con Sanz y con Mercé he tenido una relación de cariño mutuo tremenda, lo dije al irme del programa, que nunca me habría imaginado que dos artistas tan diferentes y dispares a mÍ, apoyaran tanto a un músico como yo; cosa que sinceramente no sé cómo ocurrió, pero esa es la magia de la música. Una anécdota: cuando comimos el equipo Sanz con Alejandro y José fue cuando me empezaron a llamar ‘Joffrey’, de forma cariñosa y entre nosotros, yo les pedí que no lo dijeran delante de cámara, pero pasaron y finalmente lo hicieron ja ja ja, es una broma que al final ya es de todos más que nuestra, y yo encantado.

LIC – Hablanos de tus proyectos actuales relacionados con la música, y sobre todo con tu estilo. O si planeás un trabajo que lleve otros ritmos.

J.P. - Actualmente estoy centrado en trabajar con mi representante en girar por España, seguir con proyectos que ya tenía antes de La Voz y, sobre todo, cuidar a mis seguidores al máximo a través de las redes. En cuanto a otros ritmos, estoy abriéndome poco a poco a más instrumentos poco comunes, pero es un proceso lento.


LIC - Me gustaría saber si componés en español o en inglés o ambas

J.P. - Siempre he compuesto en inglés, pero amo nuestro idioma y todo lo que da de sí y llevo un año más o menos experimentando con la composición en Español y me está encantando. Así que puede que dé alguna sorpresa y se vea algo mío en nuestro idioma.

LIC - ¿Esperabas llegar tan lejos en el concurso? Sobre todo porque la calidad de esta edición, desde las audiciones, ha sido muy pero que muy alta

J.P. - En La Voz me dediqué a trabajar, aprender y vivir la experiencia, en ese orden. Lo que después fue pasando vino solo y estoy impactado de haber llegado tan lejos, sobre todo con un estilo tan personal y diferente al que se suele ver en este formato en España.

LIC – ¿Te abrió muchas puertas la VOZ?

J.P. - La Voz me ha traído más volumen de trabajo, me ha dado experiencia y más que abrirme puertas, me las ha puesto más cerca. Quiero decir con esto, que me ha dado una visibilidad que antes no tenía, por lo que me ha facilitado muchas cosas. Pero el trabajo siempre ha sido constante, antes y después del programa.

LIC – A modo de petición, quisiera saber si podrías observar la chance de versionar canciones de estos grupos: TOOL, PORTISHEAD o SKUNK ANANSIE

J.P. - Prometo mirarla y si puedo, versionarlas. Habrá que estar atento a mi Instagram y Facebook ja ja ja.

Una entrevista de Sebas Abdala

jueves, 2 de febrero de 2017

Ella

0


Ella estaba desnuda. De espaldas. Con la sábana envuelta a la altura del coxis… quizás no debería haberme escondido detrás de las cortinas, lo sé. Quizás no debería haberle hecho la foto… también lo sé. Quizás el mundo debería rotar más despacio, pero el mundo rota demasiado rápido para dejar escapar algunos momentos y yo… yo, soy humano.

Texto: Migue Carrión.
Imagen: Saray Pavón.