viernes, 26 de noviembre de 2021

Rider of the last day, de Tarot

0

Aparte de que es un temazo, es la canción que querría que sonase en mi funeral, si queda alguien y se acuerda de mí en ese momento. Suscribo todas y cada una de sus líneas porque parece que Janne Tolsa y Marco Hietala la escribieron para mí. Trataré de traducirla de la mejor forma posible y dejo enlaces para que la disfrutéis. 

 

Allá va

The flesh is weak, the bones are brittle, the blood is thin.
I'm a father, brother, lover to all your sisters of sin.
My soul was never sold, I gave it away for free.
No conscience, no worries, just me.

I'm the rider of the last day.
The rider of the last day.
Better lose your dreams on me,
they were wasted anyway.

The stars are my brothers, they're calling me to shine.
Into the deep dark cold, all this emptiness is mine.

Here's my hand, take it and I'll share it all with you.
There are no saviours but one and you know who.

I'm the rider of the last day.
The rider of the last day.
Better lose your dreams on me,
they were wasted anyway.

Bathe in the coolness of meteor rain.
Walk unscarred through the bullet hail.
Feet in the mud, fist to the sky.
Draw strength from the lightning spitting my eye.

Lost from holiness, I couldn't care less.
Drudgery for the masses of the hopeless.
Wide-eyed hypnosis, just stare your life away.
Build my castle from your shreds,
burn it down on judgement day.

I'm the rider of the last day.
The rider of the last day.
Better lose your dreams on me,
they were wasted anyway.

 
La carne es débil; los huesos, frágiles; la sangre tenue
Soy un padre, un hermano, un amante para vosotras, hermanas del pecado
Mi alma jamás fue vendida, la di gratuitamente
Sin conciencia, sin desvelos, solo yo
 
Soy el jinete del último día
Mejor olvida los sueños depositados en mí
Se han desperdiciado de todas formas 

Las estrellas son mis hermanas, me llaman a brillar
Dentro del profundo y osculo frío, todo ese vacío es para mí
Ten mi mano, cógela y lo compartiré todo contigo
No hay salvadores excepto uno y tú sabes quién es

Soy el jinete del último día
Mejor olvida los sueños depositados en mí
Se han desperdiciado de todas formas
 
Bañado en el frescor de la lluvia de meteoritos
Camino sin miedo a traves del granizo de balas
Los pies en el fango, el puño hacia el cielo
Extraigo fuerzas del relámpme escupe a la cara

Fuera de lo sagrado, no puede importarme menos
Monotonía para la masa de los desesperados
Hipnosis de ojos blancos, llévate tus mentiras a otra parte
Construye mi castillo con tus jirones, quémalo en el Día del Juicio Final

Soy el jinete del último día
Mejor olvida los sueños depositados en mí
Se han desperdiciado de todas formas

miércoles, 24 de noviembre de 2021

lunes, 22 de noviembre de 2021

El lector ansioso

0

El lector ansioso lee salteado.
Impaciente por saber lo que viene después, apunta a las bisagras del relato y trata de adivinar a golpe de vista cuáles pueden ser los párrafos superfluos.
El prólogo es lo primero que la gente decide no leer. Quizás no les falta razón. En los tiempos que corren, parece que las cosas no se deciden nunca a empezar. Siempre hay un paso previo, un telón, un discurso, una publicidad, un himno.
Las películas se demoran en interminables escudos y logotipos de estudios. Las conversaciones de negocios exigen que antes de comprar una mina de cobre haya que comentar durante al menos una hora las más aburridas bagatelas del momento.
Hago estas afirmaciones sabiendo que ya somos pocos: el batallón más numeroso de lectores anda tal vez por el segundo capítulo.
Sin embargo, creo que el preludio puede tener alguna utilidad. Acaso sirve para que el lector vaya acomodando su espíritu, para que sepa lo que se espera de él y para que no llegue a la obra vestido con ropas inadecuadas.
En este caso hay que prepararse para ser dichoso.


Del prólogo de ¿Por qué los mayores construyen los columpios siempre
encima de un charco? de Luis Piedrahita, por Alejandro Dolina.
Imagen de Pixabay.

sábado, 20 de noviembre de 2021

Gatos repudiados

0

Los que me conocen saben que para mí no hay gato con esa etiqueta (ya que hasta podría llegar a cogerle cariño a los pelones o los achatados), que pese a mi alergia tengo varias ronroneadoras por la casa y que colaboro cuándo puedo con protectoras gatunas. Y precisamente a mis manos llegó el libro de Gatos Repudiados, de Eire, por un rescate tricolor.

Toda la historia previa me hace coger y abrir el libro con una sonrisa. Que se mantiene mientras me entero de que surgió por unos dibujos descartados para un proyecto que se publicó en 2018 con otras ilustraciones de Eire pero, para nuestra suerte, se atrevió a darles una segunda oportunidad creándoles una historia que Alianza editorial acogió en su regazo.

Tras la tapa dura se encuentra un catálogo de almas felinas donde nos presenta una clase de gato en un poema, su refrán, botiquín y hábitat. Es inevitable, si eres amante de los gatos y has rescatado o sido voluntaria, que tras cada descripción se abran las compuertas de tu memoria -con tristeza y cariño- (y estoy segura que tras la gruesa capa de miedo, con constancia y paciencia, se han tornado esas 'taras' en un motivo más de alegría en tus días). Se disfruta de una sentada y seguro que acertarás si le regalas este libro a una persona con esencia felina.



Reseña y fotografías de Saray Pavón
Ilustraciones de Eire

jueves, 18 de noviembre de 2021

martes, 16 de noviembre de 2021

8M: Reto #365 Semana 3

0

Su forma de vida era la provocación y el ingenio, pero la gente la época no estaba preparada. A pesar de la censura, #MaeWest siempre estuvo del lado de la liberación sexual de la mujer 
 
En el ocaso del Salvaje Oeste
#SusanBAnthony recorrió medio EEUU (y parte de Europa) en casi todos los medios de transporte posibles y durante 45 años clamando por el derecho a voto de la mujer  
 
Podría decirse que
#AdaLovelace fue la primera programadora #informática de la Historia. Desarrolló el primer algoritmo con el fin de ser procesado por una máquina: "la máquina analítica" 
 
Si lees sobre su vida temprana en Shanghái vas a pasar un mal rato. Pero
#PanYuliang consiguió no solo ser una gran artista en París, sino volver a su tierra y desafiarla dando clases y exponiendo desnudos  
 
Una de las voces más grandes del rock. La presión mediática sobre su imagen llevó a
#AnnWilson a refugiarse en malos hábitos, de los que se ha recuperado para, esperemos, volver a los escenarios 
 
Fue la primera latinoamericana en ganar el
#Nobel de literatura. La poesía de #GabrielaMistral emociona y su legado, siempre a favor de la igualdad, persiste 

#reto365 #8M #mujeresenlahistoria #Mujeresenlaliteratura #Mujeresluchadoras

 

Antes de que el primer hombre pisase la Luna
#ValentinaTereshkova demostró en 1963 que las capacidades físicas en el espacio no entendían de sexo ni género

domingo, 14 de noviembre de 2021

Lo que queda después de los violines

0

Lo que queda después de los violines.
Xavier Abril

Cuando te olvides de mi nombre,
cuando mi cuerpo sea sólo una sombra
borrándose entre las húmedas paredes de aquel cuarto.
Cuando ya no te llegue el eco de mi voz
ni el resonar cordial de mis palabras,
entonces, te pido que recuerdes que una tarde,
unas horas, fuimos juntos felices y fue hermoso vivir.
Era un domingo en Hampstead, con la frágil primavera de abril
posada sobre los brotes de los castaños.
Pasaban hacia la iglesia apresuradas monjas irlandesas,
niños, endomingados y torpes, de la mano.
Arriba, tras los setos, en la verde penumbra del parque
dos hombres lentamente se besaban.
Tú llegaste, sin que me diera cuenta apareciste y empezamos a hablar,
tropezando de risa en las palabras, titubeantes
en el extraño idioma que ni a ti ni a mi pertenecía.
Después te hiciste pequeña entre mis brazos
y la hierba acogió tu oscura cabellera.
Luego la escalera gris, larga y estrecha,
la alfombra con ceniza y con grasa,
tus pequeños pechos desolados en mi boca.
Sí, a veces es sencillo y es hermoso vivir,
quiero que lo recuerdes, que no olvides
el pasar de aquellas horas, su esperanzado resplandor.
Yo también, lejos de ti, cuando perdida en la memoria
esté la sed de tu sonrisa, me acordaré, igual que ahora,
mientras escribo estas palabras para todos aquellos
que un momento, sin promesas ni dádivas, limpiamente se entregan.
Desconociendo razas o razones se funden
en un único cuerpo más dichoso
y luego, calmado ya el instinto,
se separan y cumplen su destino,
sabiendo que, quizá sólo por eso,
su existir no fue en vano.

Poema de Juan Luis Panero
Imagen de Pixabay

viernes, 12 de noviembre de 2021

La autopista

0


ya que tanto insistes
en que me lo corte
voy a explicarte
y será la primera y última vez que lo haga
por qué llevo el pelo largo:

llevo el pelo largo
porque el ejército estadounidense
ofrecía una recompensa
de dos dólares
por cada cabellera de indio
que se le entregara
y los que la cobraron
así como los soldados
y mandos superiores
del ejército estadounidense
llevaban el pelo corto
o muy corto:

llevo el pelo largo
porque el ejército franquista
en la corrada de la casa en la que nací
le rapó la cabeza
a una de las mujeres de mi familia
cuyo hombre
acababa de ser fusilado
por negarse a defenestrar
niños de pecho republicanos
y los soldados que le raparon la cabeza
así como el resto de las tropas
y mandos superiores
del ejército franquista
incluido el puto francisco franco
llevaban el pelo corto
o muy corto:

llevo el pelo largo
porque en el campo de concentración de mauthausen
a los deportados españoles
como ramiro santisteban
el superviviente octogenario que me lo contó
a los deportados españoles
una vez a la semana
los sábados
les hacían lo que entre ellos se conocía
como la autopista
esto es
les rapaban el pelo al cero
desde la frente hacia atras

la autopista

y más adelante
cuando hitler estaba perdiendo la guerra
con ese pelo
se forraban las botas de los soldados alemanes

con ese pelo

y todos esos soldados alemanes
como también los que los sábados colaboraban
en el mantenimiento de la autopista
juntos con sus respectivos mandos superiores
el hijo de la gran puta del führer a la cabeza
y junto con el resto del pueblo alemán
llevaban el pelo corto
o muy corto:

llevo el pelo largo por otra razón también:

muchas de las mujeres que conozco
me aseguran que con él así de largo
estoy mucho más guapo
y aparento muchos menos años
de los que tengo:

así que en vez de estar dándome la gaita a todas horas
con que a ver cuando voy a que me corten el pelo
mejor te callabas la puta boca
eh
y te dejabas
crecer el tuyo:

 

Poema de David González
Imagen de Cesar Tamargo Maltrago.

miércoles, 10 de noviembre de 2021

A 27 de marzo de 2020

0

En frente de la lavandería se encuentra el tanatorio.
Ayer planché la ropa
del que ahora sacan a cuestas entre cuatro.
Lavé sus sábanas, doblé su pijama, le apañé una almohada.
Esto somos.
Corre el viento de levante y una lluvia fina
repiquetea sobre su ataúd.

 

Poesía de Begoña M. Rueda, Servicio de lavandería.
XXXVI premio de poesía Hiperión
Imagen de Pixabay

lunes, 8 de noviembre de 2021

sábado, 6 de noviembre de 2021

Maleza

0

Si crezco llena de amargura
como un árbol raquítico y nudoso,
cargando de mi juventud ásperamente
un arrugado fruto que marchita la boca;
si de mis ramas macilentas
hago una Casa Inhóspita
desde la cual nunca miro
hacia el cielo y el agua,
bajo la cual me escondo
a escuchar cómo afuera pasta el día;
es que un viento demasiado fuerte
cuando era joven me dobló la espalda,
es que temo a la lluvia
por si vuelve a magullarme.

If I grow bitterly
like a gnarled and stunted tree,
bearing harsly of my youth
puckered fruit that sears the mouth;
If I make of my drawn boughs
an inhospitable house
out of which I never pry
towards the water and the sky,
under which I stand and hide
and hear the day go by outside;
It is that a wind too strong
bent my back when I was young
It is that I fear the rain
lest it blister me again. 


Poema e imagen de Edna St. Vincent Millay
Traducción de Andrés Catalán



jueves, 4 de noviembre de 2021

Punish your machine

0

Él caza. Usa cepos.

En consecuencia sabe que, a veces
al verse atrapado por las trampas que pone
el coyote pasa la noche
desgarrando su propia pata a mordiscos.
Cuando él se presenta a la mañana siguiente
sólo halla la pata aún asida al cepo
y un reguero de sangre que huye
bosque adentro.

Piensa en eso y en muchas otras cosas.
No puede parar de pensar. No consigue conciliar el sueño.
Percibe el calor que despide su mujer
el peso de su cabecita rubia
sobre el brazo que tiene extendido a lo ancho de la cama.

Se mira el brazo
y se pregunta si sus mandíbulas serían lo bastante poderosas
lo suficientemente resistentes sus encías.

Abre desmesuradamente la boca
en la penumbra de la noche de diciembre.



Poema de Sergi Puertas
Imagen de Pixabay

martes, 2 de noviembre de 2021

Según lo planeado

0

as Planned
After the first glass of vodka
you can accept just about anything
of life even your own mysteriousness
you think it is nice that a box
of matches is purple and brown and is called
La Petite and comes from Sweden
for they are words that you know and that
is all you know words not their feelings
or what they mean and you write because
you know them not because you understand them
because you don’t you are stupid and lazy
and will never be great but you do
what you know because what else is there?

Según lo planeado
Tras el primer vaso de vodka
puedes aceptar más o menos cualquier cosa
de la vida incluso tu propio misterio
crees que es bonito que una caja
de cerillas sea morada y marrón y se llame
La Petite y proceda de Suecia
puesto que son palabras que conoces y eso
es todo lo que conoces palabras no sus sentimientos
o lo que significan y escribes porque
las conoces no porque las entiendas
porque no lo haces eres tonto y perezoso
y nunca serás uno de los grandes pero te dedicas
a aquello que conoces porque ¿qué más hay?



Poema de Frank O'Hara
Traducción de Andrés Catalán
Imagen de Pixabay